Un recurso detallado de información de apuestas

Henrikh Mkhitaryan afirma que el Manchester no es su favorito

Henrikh Mkhitaryan afirma que el Manchester no es su favoritoHenrikh Mkhitaryan está en el ojo de la crítica luego de haber brindado algunas reveladoras confesiones acerca de su llegada al Manchester United.

El jugador ha tenidos un lapsus de sinceridad y ha descartado algunos rumores y comentarios acerca de su entrada al conjunto inglés, pero a la vez incomodando un poco tanto a la directiva como a la fanaticada.

El jugador armenio de 28 años de edad, cuenta con un salario en su club actual de 4.5 millones de euros y a pesar de no figurar entre algunos de los mejores pagados, mucho es lo que se ha manifestado sobre las razones de su traspaso del Borussia Dortmund al Manchester.

No fue por dinero

Una de las constantes afirmaciones que el armenio ha mantenido es el hecho de que su ingreso al Manchester no ha sido por el dinero, sino en la búsqueda de hacer un buen fútbol.

El Manchester forma parte de la Premier League y esto representa un reto para el jugador, y en la búsqueda de superarse como jugador, accedió a esta oportunidad que le brindaron desde el actual equipo que dirige José Mourinho.

El jugador contaba con ofertas mucho más lucrativas por parte de otros equipos como el Shakhtar Donetsk, pero su objetivo no era el dinero.

En función a los comentarios que se siguen desarrollando entorno a esto, el jugador comenta: “Me resulta difícil entender las críticas de que me uní al Manchester por el dinero.

Están equivocados. Si hubiera sido todo por dinero, me habría ido para Shakhtar Donetsk, pero no era lo que quería. Quería mantener mi progresión. Mi decisión de dejar Dortmund no fue una decisión contra el club. Era tiempo para un nuevo reto”.

No es el club de sus sueños

La demagogia no es uno de los talentos de este jugador, ya que no ha tenido ningún inconveniente en afirmar que su actual equipo no era su principal opción, tampoco ha hecho referencia a cuál es exactamente el que tiene como objetivo, pero este desplante ha generado eco en las redes sociales.

Algunos de los comentarios del armenio fueron: “El Manchester United no era el club de mis sueños, pero a pesar de ello es un grande de Europa y era un gran reto profesional para mi carrera”.

Esto afirma la posición del jugador ante su estadía en el Manchester, aunque su compromiso con el equipo es evidente, sus opciones aún parecen apuntar a otro gigante del fútbol europeo.

Esto puede haber sido interpretado como un desprecio por parte de la hinchada del Manchester, pero esto parece importarle poco a Henrikh, quien evidentemente no está buscando la simpatía de la fanaticada, su propósito es quitarse de encima los rumores de que su único interés ha sido el dinero.

El Manchester United ha sido uno de los equipos más poderosos, financieramente hablando en los últimos meses, con Mourinho a la cabeza, desembolsilló una fuerte suma de dinero al pagar fichajes como el de Pogba e Ibrahimovic.

Estos movimientos podrían haber alienado a la prensa y los seguidores del Manchester, que se está convirtiendo en una máquina de absorber estrellas a un alto costo.

Jugadores como Mkhitaryan suman potencia al equipo, pero de alguna forma no logran conectar con la fanaticada, a través de comentarios como estos simplemente proyectan que su estadía en el club es pasajera.